Urinaria Faqs 22020-08-13T20:06:15+00:00

PREGUNTAS SOBRE LAS TERAPIAS PARA PACIENTES CON INCONTINENCIA

TERAPIA DE CONTROL DE LA VEJIGA ENTREGADA POR EL SISTEMA DE NEUROMODULACIÓN SACRA
(Ver preguntas)

TERAPIA DE CONTROL DE LA VEJIGA ENTREGADA POR EL SISTEMA DE NEUROMODULACIÓN PERCUTÁNEA DE LA TIBIA
(Ver preguntas)

TERAPIA DE CONTROL ENTREGADA POR EL

SISTEMA NEUROMODULCION
PERCUTANEA DE LA TIBIA

Esta terapia se centra en el nervio tibial que le ayuda recuperar el control de su vejiga.

El Sistema de Neuromodulación percutánea de la Tibia estimula el nervio tibial a través de una aguja tipo acupuntura puesta en la piel cerca de su tobillo.

Se cree que el fallo de comunicación entre la vejiga y el sistema nervioso central causa los problemas de control de la vejiga. El nervio tibial se conecta a los nervios responsables por la función de la vejiga.

La PTNM (neuromodulación periférica por la estimulación del nervio tibial) puede ser un tratamiento eficaz de la VHA que está clínicamente comprobada para restaurar** la función de la vejiga. No causa efectos secundarios como pueden los medicamentos, y no requieren auto-cateterismo.

Los efectos secundarios más comunes son transitorios e incluyen el dolor ligero o inflamación de la piel en o próximo al sitio de estimulación.

Se entrega esta terapia en la oficina de su médico y dura alrededor de 30 minutos. El tratamiento inicial consiste en 12 sesiones semanales de 30 minutos.

Puede proporcionar alivio eficaz, pero no es una cura.

La sensación no es dolorosa, aunque usted pueda sentir un hormigueo ligero en su talón. Usted estará libre para leer, escuchar música o ponerse al día con los correos electrónicos durante las sesiones.

Se considera esta terapia para restaurar** la comunicación entre la vejiga y el sistema nervioso central, pero sólo puede hacerlo paulatinamente.

Tras tu tratamiento inicial de 12 sesiones semanales de 30 minutos, puedes mantener los beneficios y los resultados en la “terapia de mantenimiento”. Cuando estás bajo la terapia de mantenimiento, los tratamientos ocurren cada tres a cuatro semanas en lugar de cada semana. Estas sesiones son exactamente las mismas como las primeras 12, y se pueden programar en un momento que le conviene.

Muchas empresas privadas de seguro cubren esta terapia.

TIPS Y CONSEJOS

ir a la siguiente sección