La incontinencia y la depresión

La vejiga hiperactiva es una condición de salud muy prevalente en todo el mundo. Sin embargo, sus efectos colaterales más impactantes raramente se discuten: depresión y ansiedad. Entre accidentes y síntomas embarazosos que pueden perturbar el trabajo, sueño y vida social, una vejiga hiperactiva puede poner mucho estrés sobre una persona.

No dejes que esto te afecte

Muchas personas que sufren de vejiga hiperactiva acaban sintiendo nerviosas en salir y hasta se alejan de los eventos sociales. Esto, inevitablemente, lleva a sentimientos de soledad y aislamiento. La condición puede afectar las relaciones y hacer que se siente menos deseable. También puede privarle de una buena noche de sueño, dejándole siempre cansado.

Algunas cosas que necesitas saber sobre la vejiga hiperactiva:

  • • No es natural;
    • No se trata solo de una una parte natural del envejecimiento;
    • No es debido a algo que hiciste;
    • Existen opciones de tratamiento que no todas involucran cirugía;
    • ¡Puedes encontrar alivio!

Habla con tu médico si sientes tristeza, pérdida de interés en actividades, insomnio, cambios de apetito o fatiga. Asegúrate de planificar alrededor del sueño y la actividad social que necesitas. Nunca dejes que los síntomas frustrantes sean tu prisión.

Busca soluciones a largo plazo

La vejiga hiperactiva puede hacer que te sientas solo, y puedes sentir que nadie entiende lo que está pasando. Medicamentos, entrenamiento de la vejiga y neuromodulación sacra son sólo algunas opciones de tratamiento disponibles para ayudarte a recuperar el control de tu vejiga.

Aprende más sobre otros temas aquí en nuestro blog, en nuestra página de Facebook y en el canal de YouTube. Y si necesitas ayuda para encontrar un especialista en tu región, llene nuestro formulario para ponernos en contacto contigo: http://retomaocontrole.com/sinta-se-seguro.html.

Fuente: https://restoremycontrol.com/2017/08/28/the-unseen-truth-behind-overactive-bladder-depression/